BLOG

Ventajas de un Holding Empresarial

Las sociedades tipo holding cada día cobran mayor popularidad. Esta clase de estructuras organizativas pueden ser muy beneficiosas. Una de sus cualidades más resaltantes es que permiten tener un mejor control de determinados sectores.

Ahora bien, ¿qué es un holding empresarial?, ¿cómo funciona?, ¿vale la pena optar por este modelo de gestión?, ¿cuáles son las principales ventajas y desventajas del holding empresarial? En las siguientes líneas se explicarán todas estas cuestiones.

¿Qué es un holding?

Un holding es una forma de organización de tipo económico. Consiste en una agrupación de varias empresas o sociedades siendo una de ellas la que más domina. En otras palabras, por una parte hay una compañía central que ejerce el control y, por la otra, un grupo de negocios sujetos a esta.

Dicha estrategia de organización está orientada a unificar varias empresas en función a determinada actividad económica o sector.

En el aspecto legal, cada sociedad tiene su propia personalidad jurídica. No obstante, las subordinadas dependen y están sujetas a las decisiones de la empresa principal. Por lo tanto, no tienen poder para decidir por su cuenta.

La compañía líder que domina al resto toma el mando respecto a la coordinación empresarial. Como parte de su gestión, promueve la participación de las entidades dependientes y las orienta para que estén encaminadas hacia la misma dirección.

Este tipo de estructura empresarial es perfectamente legal. El Código de Comercio español regula su funcionamiento, así como todo lo inherente a la presentación de cuentas de los grupos de sociedades que se han conformado bajo la mencionada modalidad.

Un modelo de gestión que vale la pena

Hoy en día, se pueden obtener muchas ventajas de una estructura holding, ya sea un holding empresarial o un holding familiar. Centralizar todos los servicios en una sociedad matriz puede ser una excelente alternativa para asegurar la optimización de los gastos y tener un mejor aprovechamiento económico.

A través de este modelo de gestión es posible evitar las duplicidades y dejar en manos de los expertos la toma de decisiones. La planificación y organización de distintas actividades desde una empresa central ofrece muy buenos resultados a corto y largo plazo.

Creación de una sociedad tipo holding empresarial

El proceso para crear un sistema holding en España es parecido a cualquier otro trámite de constitución de una sociedad. Será necesario tener a mano el Registro Mercantil, consignar el modelo 600 (Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados) y pasar por la Notaría con la documentación correspondiente.

Los socios establecen los términos, las aportaciones y la cuantificación del porcentaje de las acciones de cada miembro respecto al total de la nueva sociedad de sociedades. Cabe destacar que esta asociación puede ser creada a partir de una compañía que ya existe o tratarse de un nuevo emprendimiento.

En la actualidad, operan estos tipos de holding:

  • Pura: Tenencia de acciones y administración de las participaciones en las filiales que los conforman, no lleva a cabo actividad empresarial como tal. Bajo esta categoría no es posible hacer deducciones fiscales.
  • Mixta: Además de la tenencia de las acciones, incluye el desarrollo de otras actividades o servicios con fines comerciales. Suele ser el más común. A diferencia del anterior, en la estructura mixta es posible obtener ciertos beneficios fiscales.

¿Cuándo conviene crear un holding empresarial?

La conformación de esta clase de asociación es muy conveniente. Sirve para dar un giro importante a favor de determinado negocio y crear nuevas oportunidades de crecimiento. También suele ser muy pertinente en caso de querer:

  • Generar una mayor diversificación: Se busca diversificar la actividad empresarial y ampliar el mercado potencial con la finalidad de adquirir activos financieros a largo plazo para expandirse y crecer. Esta estrategia reduce los riesgos del fracaso financiero.
  • Mejorar la imagen corporativa: Unificar la imagen corporativa contribuye a tener una mejor competencia en el mercado, que de manera independiente sería cuesta arriba. El negocio será identificable, causa una buena primera impresión, se diferencia del resto, proyecta confianza y credibilidad.
  • Favorecer la optimización: Asegurar la optimización de las organizaciones respecto a la comercialización oportuna de sus bienes o servicios. Hay que aplicar un plan empresarial que esté alineado con los objetivos, uso apropiado de los recursos y minimizar el riesgo de errores.

Ventajas de un holding empresarial

La creación de un holding empresarial ha sido una opción muy recomendada cuando una empresa quiere introducirse en el mercado exterior o mejorar su imagen corporativa. Las compañías que no toman muy buenas decisiones tienden a desaparecer en poco tiempo.

Llevar a cabo ciertas reestructuraciones permite preservar el patrimonio, fomentar una mejor organización y obtener una mayor estabilidad. Todo, sin necesidad de hacer inversiones importantes. Las ventajas de un holding empresarial en realidad son muchas.

A continuación, se mencionarán los principales beneficios de las empresas holding.

ventajas de un holding

Beneficios Financieros

Desde el punto de vista financiero es posible obtener:

  • Alta rentabilidad: Las empresas con pocas probabilidades de crecimiento aumentan sus posibilidades de ser insertadas en un mercado maduro y consolidado. Consiguen una mayor rentabilidad global, que se hace extensiva también a las filiales con limitaciones financieras.
  • Economía de escala: Al expandirse por distintos medios como pueden ser las rondas de financiación, la empresa reduce sus gastos de producción de bienes o servicios. Cuanto más produce menor será el coste de inversión. En tal sentido, surge la economía de escala.
  • Asignación de recursos: Las sinergias en la gestión de la cartera de negocios puede ser muy eficaz. Desaparece la necesidad de acudir a mercados financieros de manera independiente para obtener fondos. La distribución de los recursos se produce equitativamente a favor de todo el grupo. La controladora los canaliza oportunamente hacia las empresas subordinadas.
  • Disminución del riesgo económico: Se produce una mayor estabilidad e importante reducción del riesgo económico o fracaso financiero. Las diferentes actividades mercantiles trabajan de manera integrada y equilibrada para la consecución de sus objetivos. Elemento clave para poder conseguir una ampliación de capital.
  • Financiación: La estructura holding permite conseguir el tamaño requerido para tener acceso a diferentes licitaciones en concursos privados o públicos. También ayuda a obtener créditos por parte de las entidades bancarias.

Beneficios fiscales

Predominan los siguientes:

  • Deducciones en el Impuesto de Sociedades: Las asociaciones holding se benefician de las deducciones fiscales, específicamente en lo que respecta al Impuesto de Sociedades. La responsabilidad de tributar a este impuesto recae sobre la sociedad matriz. Esto permite compensar las pérdidas y los beneficios del resto de las empresas que conforman el grupo.
  • La compensación de las pérdidas fiscales: Si al término del ejercicio fiscal una de las sociedades arrojó pérdidas, las otras sociedades del grupo (que aportan beneficios) pueden compensarla. Esto implica un aplazamiento del pago a Hacienda Pública, asegurando una mayor liquidez para la empresa o empresas en problemas.
  • Impuesto de Sucesiones y Donaciones: Siempre que se cumpla con los requisitos enunciados en la Ley del Impuesto sobre el Patrimonio, estas sociedades pueden ser beneficiarias de una reducción importante del 95% (en algunas comunidades autónomas hasta el 99%) en caso de sucesión “mortis causa”.
  • Impuesto sobre el Patrimonio: El ordenamiento jurídico señala la exención del Impuesto sobre el Patrimonio en casos muy específicos. Las sociedades tipo holding que cumplen con dicha normativa obtendrán la mencionada reducción.

Beneficios de gestión

Respecto a los beneficios de gestión, los más destacados son:

  • Una administración con experiencia: Las empresas subordinadas estarán sujetas a una dirección central. Esta tiene muy claro sus objetivos, estrategias de actuación y visión corporativa.
  • Resolución de los desacuerdos: La conformación de este tipo de sociedad limita las disputas entre sus miembros. Es muy pertinente, en especial, cuando se trata de grupos familiares. La empresa central dirige los procesos que sean más convenientes para la gestión del negocio.
  • Toma de decisiones: Las decisiones son tomadas por la sociedad matriz. Esta es la responsable de orientar y controlar todas las acciones que considere pertinentes para el óptimo funcionamiento del grupo.
  • Coordinación y centralización de las actividades: Las empresas que forman parte del grupo serán coordinadas de una manera sencilla. En la compañía principal se centralizan algunas actividades. Por ejemplo, las relacionadas con el departamento de recursos humanos. Esto minimiza los costes de gestión.
  • Sinergia, eficiencia y control: Las sociedades funcionan de forma más eficiente cuando se unen. Se genera la relación entre las empresas, el trabajo en equipo y la complementación de las actividades.
  • Imagen sólida: La unificación de los negocios contribuye a proporcionar una imagen corporativa mucho más sólida. Esto favorece el trato con los proveedores y clientes. Asimismo, facilita la expansión, internacionalización y diversificación.

Desventajas de un holding empresarial

Los aspectos desfavorables del holding empresarial son:

  • Rivalidad interna entre las filiales que conforman el grupo.
  • Durante el proceso de transición podría resultar un poco difícil implantar la nueva cultura organizativa de todo el conjunto.
  • Las sociedades agrupadas podrían controlar un mercado en específico a tal punto de convertirse en un monopolio.
  • Pérdida de la esencia corporativa de las empresas involucradas.
  • La mencionada estructura podría contribuir a aumentar los procesos burocráticos.

Incrementar la rentabilidad, ganar una amplia visión estratégica, aprovechar las sinergias y pagar menos impuestos. Estas son algunas de las claras ventajas que ofrece la creación de un proyecto bajo la modalidad holding.

No obstante, optar por una sociedad de sociedades es una decisión que debe ser analizada a profundidad. Se recomienda buscar la ayuda de los especialistas experimentados en la materia para hacer un estudio concienzudo de todas las variables.


CONTACTO

Facebook
Twitter
LinkedIn
Otros artículos